Archivos por categoría: Bilbao

Un día en el Museo Guggenheim de Bilbao

Publicado el 28 Marzo 2014 por Elias Zapata

Un espectacular edificio alberga al Museo Guggenheim, hito y vanguardia de la arquitectura del siglo XX, diseñado por el arquitecto canadiense Frank O. Gehry e inaugurado el 18 de octubre de 1997 por el rey Juan Carlos I. Esta circunstancia sumada al desmantelamiento de buena parte de la industria pesada y de los Altos Hornos de Vizcaya propició un cambio radical para la ciudad de Bilbao y su Ría.

g-1.jpg

Titanio, (cerca de 33.000 finísimas planchas) piedra caliza y vidrio son los componentes esenciales de esta singular obra que cuenta con 24.000 m2 de superficie, de los que 11.000 están destinados a espacio expositivo. Dedicado al arte contemporáneo, el museo que se nutre fundamentalmente de exposiciones temporales, intentando conservar e investigar el arte moderno y mostrarlo en el contexto de la Historia del Arte desde diversos puntos de vista.

g-2.jpg

El exterior del Museo, cuyo perímetro puede recorrerse íntegramente, presenta diferentes configuraciones desde las distintas perspectivas y sirve también para la exhibición artística, albergando piezas de creadores como Louise Bourgeois, Eduardo Chillida, Yves Klein, Jeff Koons o Fujiko Nakaya. El Museo cuenta con una sala de orientación al visitante llamada Zero Espazioa, un Auditorio de 300 butacas, una Tienda-Librería, cafetería, un restaurante tipo Bistró y un restaurante gastronómico con una estrella Michelin.

g-3.jpg

Después de la visita a este gran icono de la ciudad, aconsejable es continuar con la oferta museística que Bilbao ofrece: el Museo de Bellas Artes, el Museo Marítimo, el Museo Etnográfico o el Museo Taurino. Y si de lo que se trata es de tomar un refrigerio a base de los inigualables “pintxos”, aconsejable es una visita por el Casco Viejo (conocido popularmente por Las Siete Calles) donde encontrarás una amplia oferta culinaria de una de las cocinas más afamadas del mundo. Por nuestra parte solo recordarte que contamos con la mejor y más amplia oferta de hoteles y hostales a precios realmente económicos.

Sin comentarios

Los diez más altos: Hasta el cielo y más allá…

Por todos es sabido que España no es un país de grandes rascacielos, sin embargo hay algunas ciudades de nuestra geografía que han conseguido tener un bonito skyline con grandes edificios, destacando entre los más altos de Europa. Cabe reseñar que en la piel de toro los primeros rascacielos se alzaron en los años 60-70, sobre todo en Barcelona, Madrid, y por supuesto la turística Benidorm, que con el paso del tiempo se ha transformado en una de las ciudades europeas con mayor concentración de rascacielos. Y claro que está que con las fechas que se nos avecinan nada mejor que contemplar la decoración navideña desde cualquiera de estas torres. ¿Nos subimos a ellas?

Torre Caja

El rascacielos más alto del país se encuentra en la capital de España, y no es otro nada más que Torre Bankia. Su construcción data de 2009, se localiza en el distrito de Fuencarral-El Pardo y dispone de un total de 250 metros de altura distribuidos en 45 plantas. El arquitecto principal de la misma es Norman Foster. En segundo lugar, en Madrid y muy próxima a la anterior se emplaza la Torre de Cristal, con una altura de 249 metros repartidos en 52 plantas. La obra del edificio se finalizó en el año 2009 de la mano del arquitecto argentino César Pelli, y la última planta alberga un jardín vertical, el más alto de Europa. El tercero de nuestros grandes edificios es la Torre PwC. Tiene una altura de 236 metros, 58 plantas y su edificación es del año 2008. La podemos visitar en la misma zona que las dos anteriores y sus artífices son Carlos Rubio Carvajal y Enrique Álvarez-Sala Walter. Esta torre de planta de triángulo equilátero con lados curvos alberga el hotel de cinco estrellas EuroStars Madrid Tower, y su restaurante ofrece una vista panorámica de toda la ciudad.

07 Cuatro Torres Business Area (CTBA) 17998

En el número cuatro y siguiendo en la ciudad de Madrid, con sólo echar un vistazo contemplamos Torre Espacio, un rascacielos conformado por 230 metros de altura y 57 plantas sobre el nivel del suelo. Fue proyectada por el arquitecto Henry N. Cobb, que finalizó su obra en el año 2007. A modo de curiosidad citar que la planta 33 hay una capilla católica, la más alta del mundo a ‘sólo’ 135 metros del suelo. Torre Espacio junto a las tres torres anteriores forman el complejo de rascacielos llamado Cuatro Torres Business Área. Y de Madrid viajamos hasta Benidorm, concretamente al Gran Hotel Bali. Se trata del quinto edificio más alto de España y se encuentra en pie desde el año 2002. Con un total de 186 metros, este hotel de cuatro estrellas dispone de 52 plantas y fue diseñado por el arquitecto Antonio Escario. Hay un mirador en su parte alta y el ascensor de cristal por el que se asciende bien merece la pena una visita. Y en sexto lugar y llegando al norte de España, a Bilbao, localizamos la Torre Iberdrola, un rascacielos de 165 metros de altura que data de 2011. Su arquitecto es César Pelli y alberga 41 plantas en su interior, todas ellas con forma de triángulo isósceles y con los lados ligeramente curvos. En la azotea hay un helipuerto, que resulta ser el primero ubicado en un edificio privado de Vizcaya.

Benidorm

torre iberdrola

Y volviendo a la costera ciudad de Benidorm, en la playa de Levante, vislumbramos la Torre Lúgano, el séptimo edificio más alto de España con 42 plantas y 158 metros de altura. Su construcción se dio por finalizada en el año 2008 y es un espacio residencial cuya idea salió del Estudio de Ingenieria Florentino Regalado & Asociados. Y en el número ocho de nuestra escala de hoy está Torre Picasso, localizado en Madrid, concretamente junto al Paseo de la Castellana. Alberga 47 plantas y tiene 157 metros de altura. Fue proyectada por el arquitecto estadounidense de origen japonés Minoru Yamasaki, que terminó su obra en el año 1988. Hoy en día, la torre es propiedad de fundador y presidente de Inditex, Amancio Ortega. El puesto noveno lo ocupa un alojamiento de cinco estrellas, el Hotel Arts Barcelona, un edificio emblemático que finalizó su obra en 1992 con motivo de los Juegos Olímpicos. Se encuentra a la entrada del Puerto Olímpico de Barcelona y consta de 44 plantas y 154 metros de altura. Su arquitecto fue Bruce Graham.

Torre Lugano

Hotel Arts - Torre Mapfre IMG_9100

Y por último, en décimo lugar está la Torre Mapfre, situada en Barcelona y compartiendo espacio, fecha de construcción y motivo con el Hotel Arts Barcelona. Tiene 40 plantas, mide 154 metros y sus artífices fueron los arquitectos Iñigo Ortiz y Enrique León. En su azotea posee un helipuerto. Recuerde que si quiere conocer de cerca cualquiera de las ciudades anteriormente citadas desde las alturas, en Infohostal hemos reservado para usted una buena oferta en hostales y hoteles, destacando por ser ante todo económica y para todos los gustos.

Sin comentarios

Hoteles low-cost para escaparse a Bilbao

Publicado el 06 Noviembre 2012 por Jesus Huarte

Atrás han quedado aquellos años en que Bilbao era visto como una urbe industrial y gris. Hoy, admitida como una de las ciudades europeas que con más acierto se ha sabido reinventar, la capital vasca ofrece un ambiente moderno, internacional y cosmopolita del que el Museo Guggenheim y el Palacio deEuskalduna son pruebas irrefutables.

Guggenheim, Bilbao

Bilbao, Basque Country

La oferta cultural de estos estandartes, a la que se suman las del Museo de Bellas Artes y el Teatro Arriaga, es un lujo para cualquier visitante que se precie. Para aprovecharla al máximo y disfrutar también de ricas especialidades gastronómicas en restaurantes tradicionales tan céntricos como Farketa 56 y Gure Toki, El Bocho es la mejor zona donde puedes alojarte. Además, son muchas las opciones que te permitirán ajustarte al presupuesto sin perder el sueño.

Bilbao

Perspectiva

En pleno casco antiguo, el Hotel Sirimiri (Plaza Encarnación, 3) ofrece unas instalaciones cómodas y muy funcionales, con gimnasio y aparcamiento incluidos, y la pensión Bilborooms, cuartos con baño desde 40 euros, con espectaculares paredes de ladrillo a la vista, mucho diseño y la sensación boutique de que haya solamente siete habitaciones.

Puente de Deusto II

A unos pasos y junto al imponente museo de Frank Gehry, el Hostal Central tiene cuartos sencillos y muy cálidos también por solamente 40 euros. Los huéspedes pueden alquilar bicis para recorrer la ría y alojarse con su mascota. Y, al otro lado del río, junto a la Universidad y el Puente de Deusto se encuentra el NH Deusto, un tres estrellas con tarifas que pueden llegar a rondar los 50 euros la noche y servicios tan exclusivas como un menú de almohadas.

Bilbao - Hotel Ercilla

Welcome to Hotel Ercilla - Bilbao -

Aunque, si degustar la exquisita cocina local es uno de los principales motivos de tu visita, el Hotel Ercilla sería definitivamente tu mejor apuesta. Y es que, a pesar de que la decoración de sus interiores da una imagen vanguardista y moderna, obra de Philippe Starck e Ingo Maurer, la tradición es la columna vertebral de su propuesta gastronómica. Los huéspedes pueden probar la carta del prestigioso Restaurante Bermeo, que ha conseguido numerosos galardones por su trayectoria y buen hacer, y su más reciente bistro hermano, que desde 2010 combina deliciosa cocina casera y repostería típica, también en el complejo del hotel. Coteja tu agenda con una excelente lista de alojamientos en el centro, a precios imbatibles y buen viaje!

Un comentario

Las Perlas del Cantábrico

Publicado el 20 Agosto 2012 por Jesus Huarte

Playas salvajes de arenas blancas o doradas, aguas de un azul tan profundo que parecen retocadas e incluso simpáticos delfines haciendo piruetas varias. No es necesario ir al Caribe para conocer el paraíso. Nuestra costa cantábrica alberga pequeños tesoros, algunos escondidos, que poco tienen que envidiar a latitudes más exóticas.

Playa de Rodas

La Playa de Rodas, por ejemplo, ofrece un paisaje de ensueño. Está situada en el Parque Natural Illas Cíes, en Pontevedra, concretamente en la mayor de las islas en extensión, de nombre Isla del Norte o Monteagudo. Sus aguas limpias y de color turquesa y su forma recogida, en forma de concha, la convierten en un enclave perfecto para los bañistas. Además, por su difícil acceso –solamente se puede llegar a ella cogiendo un bote en Cangas o Vigo–, nunca se llena. La travesía dura 45 minutos, pero la experiencia bien lo vale.

En la misma provincia, en la localidad de Sanxenxo, está la de Canelas. El contraste de la alfombra verde natural que la rodea contrasta con su arena blanca y fina y la intensidad del azul marino. A pesar de ofrecer un espacio aislado y muy tranquilo, queda a solamente medio kilómetro del centro del pueblo, por lo que resulta especialmente práctica si quieres mimarte con unos mariscos al término de un día playero.

Castro_de_Baroña_002

Walking.

La Playa de Castro de Baroña es también gallega. Se encuentra situada en Porto do Son, no lejos de A Coruña. Su espectacular suelo dorado sirve de palco de lujo para contemplar un panorama mágico, en el que con frecuencia se avistan delfines. Junto a la playa, hay una imponente fortaleza arqueológica, ya que la región estuvo ocupada por los celtas presamarcos. Puedes combinar una escapada cultural con la diversión, y conseguir color espectacular, ya que la playa es rica en yodo, muy beneficioso para broncearse.

En la vecina Asturias están las Playas de Cuevas del Mar. Se trata de un lugar de singular belleza y carácter salvaje. A la altura de la desembocadura del río Nueva en Nueva de Llanes se han formado grutas en las paredes verticales de los acantilados, que son perfectas para los más exploradores. Hay pequeñas calitas, piscinas naturales y una playa de más de 100 metros con arena blanca y aguas supertranquilas.

Playa de  Cuevas del Mar

Playa de covachos  (Cantabria-España)

Y es que la naturaleza del norte es caprichosa. La Playa de Covachos, por ejemplo, tiene un imponente peñón enfrete y, por las mañanas, cuando hay marea baja, se forma un istmo de unos 100 metros y se puede llegar a él caminando desde la playa entre dos cuerpos de agua. El mar es transparente en este idílico punto de Santa Cruz de Bezana, en la provincia de Cantabria. La Playa, de público mayoritariamente naturista, tiene apenas 50 metros de largo y 10 de ancho pero, como es poco conocida, siempre hay sitio.

Karraspio (Lekeitio)

La de Karraspio, en la costa de Mendexa, Vizcaya, mira a la Isla de San Nicolás, que también se puede alcanzar fácilmente con marea baja, aunque nadando. La playa es especialmente cómoda por ser semi-urbana, pero ofrece la tranquilidad de cualquier cala remota. Aunque, si buscas playa y ciudad en una misma postal, pocos lugares pueden competir con San Sebastián y la Playa de La Concha. Destino privilegiado desde hace décadas, ofrece un elegante componente arquitectónico, el aspecto natural que perfila el Monte Igueldo y una gastronomía insuperable, a solamente unos minutos, en el casco antiguo de la ciudad.

San Sebastian / Donostia. Panorámica de la playa de la Concha al anochecer.

Entre olas de calor y otros demonios, aún puedes sacar tu vena exploradora y escaparte a disfrutar de unos días descubriendo nuevas tierras, descansando y, al atardecer, planeando tu próxima aventura en alguno de estos hostales y hoteles económicos de PontevedraA CoruñaAsturiasCantabriaVizcaya y Guipúzcoa.

Un comentario

De Pintxos por El Bocho

Publicado el 20 Diciembre 2011 por Elias Zapata

Aunque la fama y la gloria de la genial gastronomía vasca, representada en pequeño formato por los inefables pinchos, es ostentada por la Bella Easo, El Bocho, cuenta con un espléndido ramillete de establecimientos donde degustar tan exquisito manjar. Los hay sofisticados y menos aparatosos, de paladar fino y grueso pero todos ricos, ricos como dice un mediático cocinero natural de Beasain (Guipúzcoa).
Los más auténticos se encuentran en el Casco Viejo y tan solo su exposición y emplatado alimentan los sentidos. Muy cerca de la Plaza Nueva se encuentra el Gure Toki que cuenta en su luminoso con la tipografía vasca (carente de minúsculas y no pienso hacer el chiste sobre los de Bilbao) señal inequívoca de que en el lugar se expende autenticidad por los cuatro costados.  Aconsejables las croquetas, el bacalao al pil-pil, los pimientos rellenos, el txangurro y los fines de semana, insuperables rabas (calamares).

Gure Toki

El Irrintzi (grito en euskera) cuenta con una kilométrica barra engalanada con cientos de pinchos, algunos de ellos verdaderas obras arquitectónicas solo superadas por el majestuoso Guggenheim bilbaíno.  Para degustar, la lista es tan extensa como variada. A saber: crujiente de manzana con pato en salsa de cacahuete, verduritas con crema de queso y arroz inflado, nido de pollo lacado con rúcula, ajo blanco con gelatina de sandía, hatillo de mollejas, brocheta de ancas de rana, croqueta de txipirones en su tinta, carpaccio de pulpo con puerros y Jamón, crepes rellenos de hongos y langostinos,…y además especialidades vegetarianas.

GURE TOKI (Bilbao)_FINALISTA 09

Xukela (perrito en euskera) otro histórico con buenos y abundantes  pinchos, más tradicionales pero no por ello menos sabrosos, para aquellos menos aventurados en la cosa culinaria. Excelentes son: el de jamón ibérico con pimiento verde confitado, los pimientos de piquillo con anchoa y caviar, espectacular el de pimiento verde relleno de queso a la pimienta y el de seta a la plancha con cresta de gallo confitada con pimiento de cristal.

IMG_6825

Ander Etxea (Barrencalle, 21), buen ambiente y poteo. Si encuentras sitio en la terraza, te puedes agenciar un cucurucho de caracolillos, quisquillas o nécoras y consumir al fresco si el día lo permite.

Bilbao | Xukela

Otros bares recomendados donde los pinchos brillan por su calidad y variedad son: el bar Artejo, especializados en mejillones rebozados, con tomate y en viagreta, y por los tigres, con una salsa picante que los hace realmente espectaculares; el bar Berton, situado en la calle Jardines, justo enfrente del Sasibil, entre el Teatro Arriaga y la Catedral de Santiago; el bar El Globo, en la calle Diputación, 8, cerca de la Diputación Foral, entre la Gran Vía y la calle Elcano, las croquetas de morcilla, las croquetas de chipirón o los rollitos de salmón ahumado son su mejor carta de presentación. Por su parte el bar Lekeitio, en la calle Diputación, a dos pasos de la Plaza Moyúa. destaca por su variedad expuesta en sus más de 28 metros de barra.

Pintxos

Por ultimo, un clásico: el bar Sorginzulo, en la Plaza Nueva, al lado de la ría, a escaso metros de la Catedral de Santiago, precios populares y accesibles. Su propuesta ideal para grupos (cuadrillas, en terminología de la zona) consta de ocho pinchos y una botella de vino, cerveza o tinto de verano entre 15 y 20 euros.
Muchos son los lugares donde potear en el Gran Bilbao pero el Casco Viejo te dará una idea aproximada de la riqueza gastronómica del País Vasco. Además si quieres pernoctar en Bilbao, te ofrecemos una amplia selección de hoteles y hostales a precios verdaderamente económicos. On egin (buen provecho).

Sin comentarios