Málaga con arte: la ciudad de los museos (II)

Ya les decíamos la pasada semana que Málaga también se podía denominar como la ‘Ciudad de los Museos’ por la amplia oferta museística que el viajero más cultural contempla en sus entrañas. Y como muchos de sus espacios se nos quedaron en el tintero, hoy queremos hablarles de otro tipo de museos, destacando los preferidos por los niños y por los amantes del mejor vino de la zona y el flamenco. No se los pierda.

Museo de Málaga

Por todos es bien sabido que uno de los museos que eligen los más pequeños de la casa durante su visita a Málaga es el Museo Casa de Muñecas, la primera sala que expone casas de muñecas en miniatura de España. Alberga réplicas de edificios del siglo XIX de distintos estilos, y su precio de visita es cinco euros. Asimismo, una oferta que llama mucho la atención tanto a niños como a mayores es el Museo Automovilístico de Málaga, localizado en el antiguo edificio de la Real Fábrica de Tabacos. Cuenta con una colección de casi 100 automóviles de todas las épocas y modelos, retrocediéndose en el tiempo hasta el año 1898. Su precio ronda los seis euros.

Malaga Automobile Museum

Museo automovilístico de Málaga

Claro está que Málaga no se puede entender sin el flamenco, por ello la peña Juan Breva creó un Museo de Arte Flamenco que se puede visitar por un euro. Su espacio expone más de 5000 objetos entre los que podemos contemplar batas de cola, guitarras y mantones de manila, y además contiene una muestra de hasta 2500 discos, una de las más importantes de España con algunos ejemplares del siglo XIX. Pero tampoco podríamos dar vida a la ciudad andaluza sin el vino, por ello, su Museo del Vino ubicado en el Palacio de Biedmas enseña de primera mano al visitante todas sus especialidades, contando también con una sala de catas y una tienda en su interior. Su precio con cata incluida alcanza tan sólo los cinco euros.

Museo del Vino de Málaga

Y para finalizar la parte más propia de la ciudad, nos adentraremos en el Museo de Artes y Costumbres Populares, emplazado en una antigua posada del siglo XVII, concretamente el Mesón de la Victoria. Tiene hasta diecinueve salas repletas de instrumentos que hacen un repaso a la vida rural y urbana de la provincia de Málaga. Entrada: dos euros. Además, la vida de la ciudad de Málaga no estaría completa si no nos acercamos al Museo Alborania Aula del Mar, localizado concretamente en la nueva zona del puerto de Málaga. Este museo se encarga de mostrar a los visitantes los encantos de la flora y fauna del lugar, así como de promover el turismo responsable en las costas malagueñas, a través de visitas a particulares y a colegios. Organizan actividades como paseos en barco por la bahía y talleres educativos entre otros. Tiene en su seno treinta acuarios con restos de animales marinos de más de mil especies.

Museo de Artes y Costumbres Populares de Málaga - La Noche en Blanco 2009

Finalmente reseñarles que esto es sólo un botón de todos los museos que existen en la ciudad andaluza. También podrán visitar el Museo del Aeropuerto, Museo de Arte Sacro, el Museo de las Cofradías, el Museo Interactivo de la Música, o bien el de Ciencias Principia entre otros. Y nosotros hasta aquí llegamos con nuestra ruta de los museos, no sin antes emplazarles a que reserve su estancia en Málaga a través de Infohostal, ya que contamos con una amplia oferta de hoteles y hostales económicos.

Sin comentarios

Flamenquito de Madrid

Publicado el 16 Febrero 2012 por Elias Zapata

Conocido es que el flamenco es oriundo de tierras andaluzas y más exactamente se reconoce la autoría de tan noble arte a la gentil gracia de los gitanos del sur de España. Se desarrolla como estilo musical a finales del siglo XV y serán los gitanos nómadas los que fusionarían y reinterpretarían estilos y músicas procedentes de diversos pueblos indoeuropeos.

Tablao flamenco

Aún a sabiendas que Andalucía y Extremadura son la verdadera cantera del flamenco hispano (también lo hay francés), será Madrid quien consagre a los grandes del flamenco y los refrende a nivel de estrellas. Camarón, Paco de Lucia, Tomatito, El Güito, Isabel Pantoja o Antonio Gades pasaron por la capital antes de pisar escenarios internacionales. Prueba de ello es la buena salud que hoy en día sigue manteniendo el flamenco en la escena capitalina. Tablaos y salas específicas abundan en la ciudad desde hace años, deleitando a la parroquia flamenca de aficionados que aquí acuden.

Casa-Patas-Cartel-09-12

Existen establecimientos para todos los gustos: ya seas purista, aficionado, amigo de la fusión o, simplemente, amigo de un amigo que viene de fuera y le gustaría ver un espectáculo flamenco auténtico. El veterano de los tablaos capitalinos es el Corral de la Morería, en pleno centro histórico, en el Madrid de los Austrias, junto a la catedral de la Almudena. Profusamente decorado con ménsulas árabes y farolas de los siglos XVIII y XIX es el preferido de artistas internacionales y estadistas que visitan la ciudad.  Por su parte Las Carboneras, situado en los bajos del Palacio de Miranda, cuenta con una imagen más moderna sin menoscabo de la pureza del flamenco que allí se exhibe.

Flamenco Lunares - Mestre 2008

Otro clásico es el Café de Chinitas, ubicado en un palacio del siglo  XVII y decorado con vistosos mantones de Manila. Por sus maderas han pasado las grandes figuras del flamenco patrio, así como otros grandes de la escena mundial como la princesa de Gales, Bill Clinton y Omar Sharif.  Las Tablas, ubicado en el número 9 de la Plaza de España, en el corazón de Madrid, regentado por las bailaoras Antonia Moya y Marisol Navarro, ofrece un espectáculo muy vistoso donde no faltan las grandes figuras del baile, el cante y el toque.

Camaron

Si de barrios flamencos hablamos, no podemos pasar por alto a Lavapiés, cuna y residencia de artistas relacionados con tan noble arte, que ha sabido fusionar y llevar a lo más alto el mestizaje de culturas y tradiciones.  Prueba de ello es el desaparecido Candela que fue una institución en el barrio y por ende en toda la ciudad. Heredero de aquel espíritu flamenco transgresor es El Cardamomo que cuenta en su cartél con jóvenes figuras.  En la misma línea la sala Caracol programa habitualmente buen flamenco.

Cardamomo

Reseñables son también la Taberna-Restaurante Casa Patas que tiene en su haber el orgullo de haber arropado en sus tablas lo más granado de la escena flamenca: Antonio Canales, Enrique y Estrella Morente, José Mercé, Paco de Lucía, Niña Pastori, Sara Baras o el mismísimo Camarón de la Isla. Torres Bermejas y la sala Florida Park también cuentan con espectáculos flamencos y de baile clásico español representados por los grandes del sector.

Después de los zapateados, palmas, castañuelas y “quejios jondos” es posible que te apetezca pernoctar en algunos de los hoteles y hostales que hemos seleccionado para ti con mucho duende y ¡olé!.

Sin comentarios