Madrid con Café

Publicado el 11 Enero 2012 por Elias Zapata

Muchos son los establecimientos dedicados a la bebida que se obtiene a partir de la mezcla en agua caliente de granos tostados de la planta de café. El éxito del café quizás se deba a su efecto vigorizante, tonificante y estimulante que la cafeína aporta, a su embriagante aroma o a la inabarcable literatura que al respecto se ha ido acumulando en nuestro imaginario colectivo. Cierto es, que el café está presente en muchas de las más intimas conversaciones, es aliado de momentos aciagos y torrente estimulante y diurético que actúa sobre el sistema nervioso central, corazón, venas, arterias y riñones. Pues bien, tan visceral bebida consumida por un tercio de la población mundial (la mitad de la población mundial es consumidora de té) y que cuenta con verdaderos adepto-adictos, cuenta con auténticos templos cafeteros en Madrid.

Café del Real

De los literarios destacar el Gran Café Gijón que desde 1888 acoge tertulias y reuniones de intelectuales en el madrileño Paseo de Recoletos. Ambiente decimonónico que se expande desde sus camareros hasta el vendedor de tabacos pasando por su decoración y menaje. Si encuentras mesa cerca de la ventana te puedes sentir por un momento Valle-Inclán o Baroja, asiduos impertérritos de este excelente café.

Cafe Gijon

El Café Comercial sito en la Glorieta de Bilbao y fundado un año antes que el Gijón, es otra reliquia de otro tiempo aderezado con algún matiz de este siglo como la paridad en su servicio (fue el primer café que admitió camareras en su staff) y wifi. Atentos a los riquísimos churros hechos en el momento, ideales para mojar ya sea en café o chocolate. Cercano, en el Barrio de Chueca está el Café Acuarela: íntimo y poseedor de una cantidad ingente de mobiliario que convierte a tan acogedor local en una almoneda donde se combinan con desigual acierto lo barroco, lo religioso y lo pagano. Sin salir del barrio, el Café Belén, en la calle del mismo nombre, ofrece intimidad a la luz de las velas bajo una selección musical apta para la tertulia sosegada.

cafe Comercial, Madrid

El Café Central, en el Barrio de Las Letras es otro de los cafés referentes de la escena madrileña en cuanto a programación musical se refiere: Jazz nacional e internacional se dan cita en este espacio que es un hito para los melómanos de barba poblada y pipa que se dan cita en un ambiente que recuerda la progresía setentera preconstitucional.
En la madrileñísima y sempiterna calle de Alcalá, dentro del imponente edificio del Círculo de Bellas Artes se encuentra su espectacular café de decoración modernista y ambiente cosmopolita con una vista privilegiada del Banco de España, la Fuente de Cibeles y la confluencia de Alcalá con Gran Vía. Cuenta con una terraza climatizada bajo grandes toldos de color Burdeos, verdadero lujo señorial de ayer y hoy.

cafe del circulo de bella artes

En el número 9 de la calle Segovia, muy cerca del Palacio Real, la Plaza Mayor y el Mercado de San Miguel, el Café del Nuncio se presenta a ojos del paseante sobre una escalinata poblada de mesas dispuestas en terraza. En su interior terciopelos rojos y fotos de la ciudad antiguas y en blanco y negro.
Aledaño al Teatro Real y compartiendo nombre, el Café del Real guarda esa reconocible esencia de los establecimientos de principios del siglo pasado aliñado, en este caso, con la atmosfera musical que se palpa por la zona. De paso puedes hacer aunque sea un recorrido visual por el terreno y te encontrarás con la Plaza de Oriente, el pomposo Palacio Real y la Catedral de la Almudena.

Café Central

En el Barrio de Malasaña existe una nutrida representación de cafés diseminados por sus recoletas calles. Un clásico es el Pepe Botella en la Calle de San Andrés, 12 muy cerca de la Plaza del Dos de Mayo. Clientela fiel formada por residentes, estudiantes extranjeros y una panoplia asidua de artistas y creadores del barrio. Otro legendario es el Isadora ideal para café y charla. Otros cafés cercanos son el Ruiz y el Manuela, auténticos supervivientes en una zona bien guarnecida de clubs y bares de marcha.

Cafe Ruiz

Aún a sabiendas que la lista es amplia, aquí os dejamos una pequeña terna de establecimientos donde el café se dispensa en un entorno agradable sin menoscabo de la calidad y el aroma del producto. También es bueno saber que en dosis controladas el café tiene efectos beneficiosos para el organismo. No en vano es aconsejable para tratar las migrañas, previene la aparición de caries, disminuye la depresión y ayuda a estar alerta y concentrarte entre otros parabienes. Pero si de dormir se trata, te ofrecemos una excepcional lista de hoteles y hostales económicos que, en algunos casos, incluyen desayuno y en los que nunca falta café.

Sin comentarios

El Raval

Publicado el 14 Diciembre 2011 por Elias Zapata

El Raval es uno de los barrios que componen la Ciutat Vella y es fruto de la ampliación de las murallas medievales de la ciudad. Se trataba de un suburbio extramuros que cobijaba la denominada zona roja de la ciudad en la que convivían toda suerte de chorizos, macarras, artistas, prostitutas, estudiantes, carteristas e ilegales en una bien constituida hampa que ha sido objeto de diversos filmes, novelas e incluso historietas como la de Makinavaja, el ultimo Chorizo, del inmortal Ivá.

Un hombre con sombrero, elegancia en el Raval de Barcelona

A pesar de rehabilitación a que fue sometido el barrio a finales de los 80, sigue conservando un regustillo outsider que se palpa en sus callejuelas y rincones donde, a ciertas horas de la noche, mejor no transitar con demasiadas alegrías. Tampoco nos volvamos locos con la inseguridad amparándonos en una máxima viajera que dice: “demasiado miedo para el peligro que hay”. El sentido común y cierta precaución suele ser el mejor aval.

MACBA 12 12588

De interés par el visitante son la iglesia románica de San Pablo del Campo, la Iglesia de Sant Agustí o el mercado de La Boquería, el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona (MACBA) o el Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona en lo que a la parte cultura se refiere. Además la zona cuenta con numerosos restaurantes, cafés y comercios donde se amalgama lo moderno, lo étnico, algunas gotas de multiculturalidad y mucho bohemio siglo XXI, en este antiguo Barrio Chino como así lo denominó el periodista Paco Madrid en la revista de crítica teatral y literaria El Escándalo.

Rambla del Raval - Cat

Para tomar unas cañas en un ambiente artístico made in Raval aconsejado es el Bar 68 (c/ Sant Pau, 68). Está en una esquina angosta pero merece la pena darte un garbeo. Muy cerca está el Bar ESe Efe (c/ Carretes, 48) que cuenta con música en vivo y cerveza artesanal muy buena.  Aunque si te apetece terraceo con vistas al CCCB o MACBA recomendado queda  el C3 Bar (c/ Montalegre, 5).  El Robadors 23 (Carrer d’En Robador, 23) ofrece una amplia programación de flamenco y jazz durante todo el año. Algo más cañero es el Betty Ford’s (C/ Joaquim Costa, 56) bastante concurrido y adalid de las mejores hamburguesas de la zona; aunque si lo que buscas es un ambiente relajado recomendado está el Lempika Bar (Carrer de les Carretes, 18) buenos mojitos y noches temáticas programadas cada mes.
Un clásico del barrio que no te debes perder es el bar La Concha ubicado en calle Guardià número 14. Nocturno y cosmopolita, tributa día y noche adoración a Sara Montiel a base de música española, árabe e internacional en un establecimiento colmado de recuerdos de la diva. De interés son igualmente el bar Aurora y el ya legendario bar Raval.

El Raval Graffiti, Barcelona

A todo esto hay que sumar las terrazas y restaurantes de la Rambla del Raval donde confluyen multitud de establecimientos a lo largo de este espacio coronado por un gordinflón felino, obra del artista Fernando Botero. En los límites del barrio, también se encuentra el Palacio Güell del arquitecto Antoni Gaudí.
Este barrio, hermanado con el de Lavapiés en Madrid, y con el que comparte carácter, autenticidad y rumbo, son restos arqueológicos de un pasado que rechina con la moderna y futurista Barcelona pero que forma parte indiscutible de la propia esencia de la ciudad. Además del Barrio del Raval, la ciudad de Barcelona merece cuando menos una corta estancia y para ello ponemos a vuestra disposición los mejores hoteles y hostales de la ciudad.

Sin comentarios

La Rambla

Publicado el 12 Diciembre 2011 por Elias Zapata

El caso es, que a bote pronto, la primera imagen que se nos despliega en nuestro imaginario urbano cuando pensamos en Barcelona (aparte del Primavera Sound, el Sónar y el Salón Internacional del Comic) es La Rambla. A la vista de todos está la cantidad ingente de espacios y puntos de interés que han convertido a la ciudad condal en una de las urbes europeas más solicitadas, no solo turísticamente  sino como sede de importantes congresos y citas internacionales. Prueba de ello es la espléndida salud con la que cuenta la Fira de Barcelona que acoge cientos de encuentros todos los años. Si estáis por la zona, podéis visitar el Castillo de Montjuïc, el Estadio Olímpico Lluis Companys, el Palau Sant Jordi o el Museo Caixa Fòrum

View of La Rambla from the Mirador de Colon - Barcelona

Aunque la Barcelona que aglutina todas las esencias de la ciudad está en La Rambla, por ella transitan: guiris, erasmus, webmasters, congresistas, artistas callejeros cohabitando con kioskos de prensa y de mascotas, diseñadores, artistas, algún carterista y algún barcelonés también. Aunque recorrer todo el trayecto que discurre entre la Plaza de Cataluña  y el Puerto es un espectáculo de paisanaje difícil de repetir, hay algunos lugares aledaños a La Rambla que no puedes dejar pasar inadvertidos: el mercado de La Boqueria, el Palacio de la Virreina, El Liceo o la Plaza Real.

Mecat de La Boqueria, Barcelona, Spain

También muy cerca de La Rambla conviene recorrer la zona de la Catedral de Barcelona, la Plaza Sant Jaume que acoge los edificios de la Generalidad de Cataluña y del Ayuntamiento de Barcelona, así como el barrio Gótico, el Raval y el Born.
Si a estas alturas del recorrido necesitas un refrigerio y eres aficionado a las infusiones, el Café de la Opera es un lugar de visita obligada, con una carta con más de 300 tipos de té. Elegante desde 1929, año de su fundación.

La Rambla de Mar

La Rambla desemboca en el Port Vell (plaza Portal de la Paz), donde se encuentra el monumento a Cristóbal Colón, y desde allí una amplia pasarela de madera conocida como Rambla de Mar, nos dirige a la zona de ocio Maremàgnum. Además es interesante visitar el Museo Marítimo ubicado en las Atarazanas Reales: astilleros de la Edad Media donde se construían los barcos que viajaban al nuevo mundo. Por cierto, si te quieres alojar en Barcelona, te ofrecemos una amplia gama de hoteles y hostales a precios realmente económicos.

Sin comentarios

“TBO” en Madrid: la calle de la Luna y la calle de la Estrella.

Publicado el 15 Noviembre 2011 por Elias Zapata

Tintín, Astérix, X men, Superman, The Freak Brothers, Spiderman, Mrs Natural, la Antorcha Humana o el Capitán Trueno, superhéroes todos y algunos de ellos llevados a la gran pantalla tienen su inicial referente en papel. Algunos con superpoderes, otros underground, con ojos grandes como el Detective Conan basado en el manga de Gosho Aoyama, deambulan por el centro de Madrid en dos de las calles vinculadas a este noble arte (cómics, tebeos o historietas de las tres maneras se le puede llamar) desde tiempo atrás: la calle de la Luna y la calle de la Estrella.

Cien años jugando 128-129

Será por el nombre de las calles o por aquellos caprichos de la toponimia pero en muchos de estas tiendas la ciencia ficción y las miradas a la luna y las estrellas están siempre presentes.  Sin ir más lejos y en el número 11 de la calle de la Luna, paralela a la Gran Vía, está ubicado Metrópolis Comix: un espacio dedicado casi en su integridad a la saga de Star Wars.  Juegos, camisetas, curiosidades y un sinfín de artículos relacionados con, para muchos, la obra cumbre de George Lucas.

star wars

Un poco más abajo, en el número 28, otro clásico del sector: Crisis evolution, con una cuidada selección de cómics de saldo y para coleccionistas.  Piezas perfectamente cuidadas y protegidas con un forro de plástico garantizan el buen estado del material que allí se muestra.

Superman

En la calle de la Estrella, Atlantica 3.0, nos ofrece un amplísimo catálogo de cómics manga. No en vano se autodenominan “El Templo del Manga”. Aunque cuenta con más temáticas, el manga protagoniza los espacios más relevantes de esta popular tienda entre los aficionados al dibujo japonés.

Manga reader

Otro espacio bien curioso es la tienda Writers Madrid (C/ Estrella, 15). Se trata de un establecimiento donde se dispensan todo tipo de artículos para “grafitear”. Profesionales de pintura en spray, tintas y rotuladores desde 1999, así reza su eslogan. Además cuentan con algunos volúmenes interesantes y bien editados sobre grafitis en ciudades de todo el mundo.
Muy cerca, en la esquina con San Bernardo, exactamente en el número 20, Elektra Cómics ofrece una nutrida selección de cómics, camisetas, pósters, juegos y todo tipo de curiosidades relacionadas con este apasionante mundo. Otro clásico en el barrio de Malasaña.
Madrid Comics en la calle Silva, 17 es otro de los grandes de la zona. Libros de ilustradores, números atrasados y un amplio surtido de novedades nacionales e internacionales.

The Collected Adventures of The Fabulous Furry Freak Brothers

Para repostar después de una mañana de pateo por la zona te puedes tomar un menú a buen precio en el A Dos Velas en la calle San Vicente Ferrer, un refrigerio en el Areia o simplemente sentarte a leer tus adquisiciones en la Plaza del Dos de Mayo. Aquí también te apuntamos una lista de hoteles y hostales en Madrid por si quieres alargar tu estancia y si hay suerte, “TBO” en Madrid.

Sin comentarios

Menús del día económicos en Lavapiés

Publicado el 10 Noviembre 2011 por Elias Zapata

Una buena comida en Madrid no es privilegio para aquellos visitantes de abultada cartera. La ciudad, en su inmenso maremágnum de ofertas gastronómicas, guarda a buen recaudo múltiples posibilidades de disfrutar una oferta culinaria digna del mejor gourmet a precios más que razonables. Nos introducimos pues en el proceloso mundo de los menús del día.
Cada barrio capitalino cuenta con sus propios templos del buen llantar pero en esta ocasión nos vamos a dedicar a dar un sucinto repaso de aquellos más económicos donde la calidad y el precio danzan juntos. Comenzaremos por uno de los barrios más emblemáticos de la ciudad y que cuentan con una amplia caterva de establecimientos dedicados a tan noble fin: Lavapiés.

MADRID LAVAPIES

La Taberna Badila (C/ Cabeza, 7) es uno de los restaurantes del barrio de Lavapiés que nutre a una parroquia fiel cada día. Ensaladas y pucheros de primer plato y carnes y pescados de segundo, son servidos con generosidad en este establecimiento de cocina tradicional de mercado donde no faltan guiños a platos de procedencia árabe como el cous-cous y el falafel. Servicio presto y servicial donde los halla y el precio rondón a las 10 euros. En hora punta es un poco ruidoso pero este inconveniente es extrapolable a toda la ciudad en su conjunto. Somos así.

lavapiés' bride

De reciente apertura y auguramos que con un indiscutible futuro está La Otra Casa (C/Olivar, 6), casa de comidas y momentos donde las tapas de autor y los pinchos elaborados dejan también hueco a un excelente menú del día de la mano de Luis Bondía en los fogones, de Zacarías en el salón y del inefable gusto de Yolanda en la decoración de este local singular en el barrio. Acogedor, único y valedor de un concepto nuevo de comida que se echaba de menos en Lavapiés. El precio, sobre los 10 euros. Además los domingos espectacular cocido completo por 15 euros.

Cocido Madrileno

Aún sin ser un restaurante de menú diario como los dos anteriores, no podemos pasar por alto uno de los establecimientos que ha nutrido a varias generaciones de propios y extraños en el barrio: el Bar Melos (C/ Ave María, 44). Se trata de un bar gallego especializado en “zapatillas”, que son inabarcables bocadillos de pan gallego rellenos de lacón y queso de tetilla. Desmesurados en proporción y sabor tan solo superados por el inmenso gentío que se arremolina alrededor de la barra y las escasas mesas. A tener en cuenta, igualmente, las inefables e inmensas croquetas que reclaman la atención por su suave sabor y su generoso tamaño, marca de la casa. Tampoco superan los 10 euros este experimento gastronómico y vivencial que se ha de vivir al menos una vez en la vida.
A todo esto, si queréis alojaros cerca de estos restaurantes os ofrecemos una amplia lista de hoteles y hostales a precios económicos

3 comentarios

Siguiente »